Meditación del 18 de septiembre

Escrita por Pbro. Luis A. Zazano

Evangelio según San Lucas 8,1-3

Jesús recorría las ciudades y los pueblos, predicando y anunciando la Buena Noticia del Reino de Dios. Lo acompañaban los Doce
y también algunas mujeres que habían sido curadas de malos espíritus y enfermedades: María, llamada Magdalena, de la que habían salido siete demonios;
Juana, esposa de Cusa, intendente de Herodes, Susana y muchas otras, que los ayudaban con sus bienes.

Dios sale

1) Recorría: vemos a un Jesús que va, sale, se interesa por el otro. No se enreda en burocracias ni se ata a agendas. Muestra una Iglesia humana y un Dios cercano. No te burocratices, ni con tu familia. Aprende a ser uno más entre todos y compartir la vida con todos. Rompe distancias y achica distancias porque la fe es para vivirla con el otro, por el otro y hacia el otro.

2) Ser apóstol: es seguir sus huellas y abrir caminos junto con Él. No es tan solo que Dios te elige, sino que vos lo elegís a Él libremente. Es por ello por lo que debes pensar lo que vos también estas llamado a dar a este mundo y en este mundo. Pues en vos también está la esperanza de la Iglesia y de la sociedad.

Fuente: https://misionerosdigitales.com/author/pbro-luis-a-zazano

Comments are closed.

newspaper templates - theme rewards